Desde Argentina nos llega este pequeño escrito sobre el poder sanador del Arte. Ha costado mucho que se valide el arte como herramienta en la intervención social, en la terapia y en muchos ámbitos de la intervención comunitaria. Las sociedades modernas y capitalistas le han ido quitando espacio a estas disciplinas, minimizando el valor introspectivo, reflexivo y sanador del arte. El arte conmueve, el arte remueve, el arte trasforma, es capaz de sacar y apaciguar el dolor, calma, relaja y amortigua. El arte es imprescindible en la intervención social.

Agradecer desde aquí a todos los profesionales que utilizan el arte como herramienta, a los que ayudan a visibilizar las problemáticas sociales a través de él y a todos los que en mayor o menor medida utilizan el arte para sí mismos o para los demás.

Luchemos para que no silencien el arte, para que no nos silencien.

Por todo esto, desde nuestro modesto espacio, queremos alzar la voz, reivindicar el ARTE y acompañar a todas y todos los escépticos por las entrañas de este pequeño relato:

«Soy una persona que utiliza el arte como una manera de expresarse, de sentir, de conectar con otros mundos y de sanar.
Tengo una neurodivergencia, mis días son duros y cada vez que me levanto para mí es un logro. A raíz de ésta, sufrí mucho: ingresos, una parálisis por estrés y también por exceso de medicación. Pero, también me enseñó, que hay gente sufriendo al igual que yo, que soy fuerte y que tengo que centrarme en las cosas que me hacen bien.

El arte es como un rincón en el cual me refugio cuando siento que todo se va por la borda, en el cual puedo mostrar mi manera de pensar y de sentir.
Me desnudo con cada escrito, cada fotografía o cada actuación de teatro.
Porque el arte es así. Parece que no, pero revela tantas cosas… Hace sentir, reír, llorar, disfrutar y amar.

Ahora, quiero hablar un poco las cosas que me ayudan a mí.
Primero que nada, como dije anteriormente, el arte. Pero, también la gente que amo. Me costó mucho encontrar aquellas personas que me marquen como lo hacen las polillas, que acompañen mis procesos y me nutran de manera positiva. Pero, hoy puedo decir que lo encontré.

También, quiero decirte a vos que estás leyendo esto: que aunque la vida es una escala de grises de vez en cuando, te aseguro que tienes a alguien que te ama. Por favor, aférrate a aquello que te puede hace bien.
Pero, también date tu tiempo, es válido aquello que sientas, si te afecta es importante»


Pedí ayuda, intenta decir qué necesitas y en qué te pueden ayudar y recordá que no estás solo. El arte, la gente que te quiere y los profesionales te pueden acompañar. Mereces todo aquello que soñás.

Processed with VSCO with 1 preset

Yazmin Rodríguez. @hipnigsta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *